martes, 24 de junio de 2008

Reflexión playera

Si el posturismo fuera una profesión, en Cádiz no habría paro.

2 comentarios:

Anónimo dijo...

Llevas toda la razón, es curioso ver al tìpico posturitas en la playa con su bañador ajustadillo, con su cigarrito en la mano y con sus gafas de sol diciéndole a todas las titis de Cádiz "atención: aquí estoy".

Kike dijo...

Sin duda la mejor frase que ha salido de tu enferma mente en toda tu vida